No hay comentarios

Huila con un renovado mapa político

LA NACIÓN - NOTICIAS DE LA REGIÓN SURCOLOMBIANA DE COLOMBIA

RICARDO AREIZA

unidadinvestigativa@lanación.com.co

El bipartidismo liberal-conservador perdió vigencia. En el Huila como en el resto del país,  ningún partido individualmente considerado, pudo garantizar una victoria holgada.

Los movimientos sociales y coaliciones interpartidistas se impusieron en la jornada comicial y terminaron reemplazando a las viejas colectividades.  Sin embargo, los bajonazos electorales golpearon a todos los partidos, no solo al Centro Democrático, cuyo declive fue significativo.

El Partido Liberal solo obtuvo dos gobernaciones (Córdoba y Sucre), perdió dos. El conservatismo tenía cuatro y quedó con una (Caquetá).

El Partido de la U (perdió una) quedó con una (Guainía). Fuerza Ciudadana obtuvo una con Carlos Caicedo.  Cambio Radical tenía cinco. Todas las perdió.

El Centro Democrático sufrió la principal derrota en su propia tierra al perder la Gobernación Antioquia y la Alcaldía de Medellín. Sólo ganó Casanare y Vaupés y perdió entre otras, Caquetá.

En el Huila ganó tres alcaldías, mantuvo un diputado y ganó un concejal en Neiva. Sin embargo, bajó la votación para gobernación y en otros municipios con alta incidencia.

Por ser el partido de gobierno, con todo el poder y la maquinaria, la debacle electoral fue la más estruendosa. Por esa razón, voceros de esa colectividad, le atribuyeron parte del fracaso a la impopularidad del presidente Duque y de su equipo de gobierno que no han logrado sintonizarse con el país. La otra, al cansancio que está generando la polarización y el discurso guerrerista de sus voceros.

Las sorpresas electorales en las alcaldías. Claudia López en Bogotá, Daniel Quintero en Medellín y Juan Carlos Cárdenas, en Bucaramanga.

En Bogotá, los dos grandes derrotados fueron Uribe y Petro. Muchos seguidores de Colombia Humana no le copiaron su discurso y votaron por Claudia López. Igual ocurrió con Miguel Uribe.

El resto, los 25 nuevos gobernadores no llevan el sello de algún partido, y resultaron elegidos por coalición, entre ellas Huila.

 

Votación regional

Aunque Luis Enrique Dussán López es liberal villalbista, su victoria fue el resultado de un apoyo de otros partidos y movimientos, entre ellos sectores de izquierda.

El Partido Conservador individualmente considerado obtuvo para la Asamblea la primera votación con 87.746 sufragios con una fuerte incidencia en 16 municipios.

La lista liberal obtuvo 74.458 votos con mayor predominio en nueve municipios  y la tercera fuerza fue Cambio Radical con 64.926 votos. La Alianza Verde fue la cuarta fuerza con 56.525 votos y el Centro Democrático ocupó el quinto lugar con 43.953 votos. La U, protagonista hace cuatro años, solo obtuvo 29.856.

 

El retorno

El retorno de figuras que estaban en reposo, como varios ex alcaldes que aspiraban a repetir mandatos, a pesar de sus prontuarios judiciales, son el reflejo de esa crisis de liderazgo regional.  Por fortuna para los municipios, solo dos de esas figuras lograron repetir (Octavio Conde, del clan Conde en Aipe y Elizabeth Motta Álvarez de Campoalegre. Los demás se quemaron.

 

Grandes sorpresas

Sorprendieron las elecciones de Isauro Lozano Díaz, en Colombia (Huila) quien  obtuvo el más alto reconocimiento ciudadano (65,38%);  Natalia Caviedes de Palermo con el 63,95%, seguido de Libardo Pinto Liscano de Algeciras con 62,87%.  Le siguieron John Jairo Yepes Perdomo de Rivera, 54,53%; José Manuel Córdoba de Tello 53,34%;  Javier Rincón Silva de La Argentina, 51,66% y Yelitsa  Fierro de Teruel 50,59%.

Los alcaldes de Palestina y Timaná gobernarán con los más altos niveles de antipatía comunitaria. El primero, Wilson Jesús Castillos obtuvo  el 29,83% de apoyo ciudadano y el uribista de Timaná, Marco Aurelio Artunduaga gobernará con apoyo ciudadano más bajo el 28,75%.

 

El nuevo mapa

La composición política de las alcaldías refleja el nuevo mapa, con principal predominio de las coaliciones y movimientos sociales. En los partidos hubo retrocesos.

El conservatismo alcanzó solo seis alcaldías con ellos azul (Tesalia, Agrado, Pital, Saladoblanco, Palestina, Teruel y La Argentina pero perdió Pitalito, Garzón y La Plata.

El Centro Democrático alcanzó finalmente tres  alcaldías (Garzón, Villavieja  y Timaná). El liberalismo solo obtuvo cuatro alcaldías (Guadalupe, San Agustín, Isnos, Tello)  Cambio Radical ganó en tres municipios  (Baraya, Paicol y Yaguará), perdió dos.

La U solo ganó en Aipe y dos el Partido Verde (Gigante y Elías).   En Neiva, Gorki Muñoz, fue elegido por una coalición. Lo mismo ocurrió  en Pitalito con Edgar Muñoz y en La Plata con Luis Carlos Anaya, tradicionalmente conservadores.

 

Diputados

El conservatismo ganó dos curules y quedará con cuatro cupos en la Asamblea: Sandra Milena Hernández (19.792 votos), Camilo Ospina Martínez (14.022 votos) y Helber Yesid Pinzón (13.441votos).  Se le sumará Carlos Ramiro Chávarro quien obtuvo un cupo por quedar segundo.  Carlos Alirio Esquivel, el más veterano, se quemó.

El Partido Liberal quedará con dos Karol Vanessa Ortigoza (16.356 votos) quien llega con el apoyo de la maquinaria villalbista en reemplazo de su padre, Alfadil Ortigoza y Orlando Ibagón (12.200 votos), con una votación propia en calidad de liberal independiente. Mantuvo las dos curules. El ex alcalde Pedro Suárez no alcanzó el cupo y quedó con la tercera votación en ese partido.

Cambio Radical mantuvo las dos curules con  Clara Inés Vega (10.724 votos) y John Alexander Vargas (12.160 votos). Se quemó Julio César Díaz.

Alianza Verde mantuvo los dos cupos, una para el dirigente cafetero José Armando Acuña (14.599 votos) y Virgilio Huergo Gómez (10.038 votos), quien reemplazará a Óscar Urueña.

El Partido de la U solamente alcanzó una de las tres curules con Jorge Andrés Géchem (11.375 votos). (Perdió dos). No aspiraron Javier Silva, William González ni José Eustacio Rivera.

El Centro Democrático conservó la única curul con Tatiana Patricia Méndez (6.259 votos).

 

Voto castigo

El hecho electoral más representativo, sin duda, fue la sustancial renovación del Concejo de Neiva.

La mayoría de los actuales concejales, quienes aspiraban a renovar sus credenciales, naufragaron en el torbellino de la impopularidad. Solo uno de los concejales implicados en el escandaloso soborno por la elección de Contralor y Personera, mantuvo la credencial logró mantener la curul (Jesús Garzón).

Los demás, incluyendo Roberto Escobar y Carrasquilla quienes aspiraron a la Asamblea, no lograron la añorada credencial.  El colapso del estadio también tuvo su cuota en esta derrota.

Comentarios

(function(d, s, id) {
var js, fjs = d.getElementsByTagName(s)[0];
if (d.getElementById(id)) return;
js = d.createElement(s); js.id = id;
js.src = “https://connect.facebook.net/es_LA/sdk.js#xfbml=1&appId=1499853400045659&version=v2.3”;
fjs.parentNode.insertBefore(js, fjs);
}(document, ‘script’, ‘facebook-jssdk’));


Articulo Original

You might also like
ALDETALLE, Huila, Sur Colombiano

More Similar Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo válida.
Necesita estar de acuerdo con los términos para continuar

Menú